Poseidón y el tiempo

Vencida de la edad sentí mi espada. Quevedo El resplandor violeta de un bar nocturno lo enceguece y lo calma. Una gitana le pide monedas en una difusa lengua nórdica. A su lado está Andrea Castro, profesora de la Universidad de Gotemburgo y difusora de poesía en español. Andrea dice que los que piden en …

Poseidón y el tiempo Leer más »