La dama blanca

  Al Máquina Samurái.   Mi rostro ha visto la Pampa, el occidente argelino, he paseado mi esencia por jardines de ensueño y comparsas tropicales. Se han prendado de mi niños moribundos, jeques pastosos, modistos de altura. Por mis tantos años han desfilado jugadores empedernidos, cronistas de lo imposible y soldados débiles, mi alma cálida …

La dama blanca Leer más »