Poemas de Rolando Revagliatti

 

 

 

 

Yo siempre seguí todas

 

Yo siempre seguí todas las pistas

 

y no siempre di con el culpable

inequívoco, cierto

 

Necesitabas un culpable absoluto, sí

 

pero

¡¿confeso?!

 

 

*

 

 

Pregunto

 

¿Me querés decir qué procesión

va por dentro?

 

¿Qué hace mi trigémino sentenciándome

al oprobio de su inflamación

de la de él

inquieto por mi vida?

 

¿De qué se quejan mis pasajeros?

¿del rumbo?

 

 

*

 

No permeable

 

Llueve semen

 

Moja raro

 

Bástame el pilotín

 

del aburrimiento.

 

 

*

 

 

Me autorizo

 

Me autorizo por lo que soy:

el dolor:

odio

 

Y cuando carne soy que propaga

 

Me autorizo por lo que siento:

el odio:

duele.

 

*

 

Corren

 

Corre

por encima de las luces el animal

hacia

el sacrificio

 

y el chico lo corre

al animal.

 

*

 

Yo ya

 

Yo habría tratado de encontrarlo en el cuerpo

yo hubiese tratado de encontrarlo cuando era mío

cuando era el mío

mi cuerpo

 

Yo había ya tratado de encontrarlo

era mío

cuando traté

 

Acudí

tratando de encontrarlo

en el cuerpo

cuando era mío

 

Lo era

sólo cuando

allí

trataba de encontrarlo.

 

*

 

No me hace preguntas

 

No me hace preguntas mi casa

lo sabe todo

todo lo sintió

 

Si no es inquisitiva es por su forma

de saber y de sentir

 

No me humilla

nunca

ni me compadece

ni me juzga

 

También así

es mi cama.

 

 

*

 

4 años & 3 meses

 

4 años de un infierno

y sólo 3 meses de felicidad

 

Para estos lugares

comunes

requiero un bolero

 

Un intérprete

preciso también

 

Deslizarse en el dramatismo

irisarse en el desliz

 

Espléndida la ignominia

de durar caliente

y humillado.

 

 

*

 

 

Leerán estos versos

  

Arbitrarios

me sacan de la cama

mis borceguíes

de vez en cuando

me patean

en mitad de la noche

duramente

 

¿Leerán estos versos?

Estoy probando

 

Inmortalizados

acaso

reconfortados

así renuncien

al asalto

inopinado

y nocturno.

 

 

*