Larry Downs: una vida entre libros