El atractivo de Marketa Lazarová de Vlácil.

Marketa_Lazarova_film_poster_1967_Czech_filmAtrayente y de destensa línea narrativa desde el inicio, Marketa Lazarová (1967) de František Vlácil. es conocida como una pieza de difícil comprensión. Es rara y simultáneamente sublime. Las acciones son confusas y algunas no parecen enlazar entre sí. Sin embargo, parte de su encanto es que, aun su imprecisión y ambigüedad, sirve como hermoso retrato del espacio abierto en Checoslovaquia y de una clara descripción de la brutalidad que existía entre clanes durante el contexto del medio evo.

La cinta estrena en la década de los sesenta, respondiendo a la corriente cinematográfica del “New Wave” y a ideas vanguardistas que hacían frente a la situación política del país.  De esta suerte, Vlácil utiliza elementos comunes de este estilo: “the film uses time and spatial disorientation as a device for intrigue, if not always harmony. …paints a world of rivalry, despair, lust, and revenge in restless brush strokes…”. Además, varían sus imágenes y sonidos, pasando de lo frenético a lo contemplativo, de lo temible a lo erótico.  Por lo tanto, “It forces us to rediscover the power of image and sound—and what happens when you bring them together” (Cronk).

 Por otra parte, esta obra es una adaptación (1967) de la novela de Vladislav Van?ura  publicada en 1931. Los críticos advierten que Vlá?il adopta muy bien el tono e intención de Van?ura. El escrito crea en la literatura las mismas impresiones que causa el filme a través de la pantalla.  En ambos, principalmente se trata de, “a game-playing narrative approach that from today’s viewpoint might be described as postmodern” (Zucker).  Así, el filme no es lineal. Se presenta con  digresiones entre escenas, algunas con la intención de servir como eventos imaginados; unos como recordatorio del pasado (algunos presentados ya al espectador) y otros para aclarar o dar nueva información al público.

Marketa Lazarová atrapa y al mismo tiempo enreda.  La manera en la que el director dispone la fotografía y el contenido musical, yuxtaponiéndolos a la línea narrativa, apela a los excesos y desconciertos de las emociones humanas.  Nos envolvemos de forma inevitable:

This is a film of excess: so much to see and hear, so many textures and shapes crying out for our attention, that simply tracing the story line can seem a waste of time. We may not understand the motivation for every action or exactly how incidents fit together, but we never lose our involvement in this richly bizarre world. (Gunning)27876id_076_large

Asimismo, observamos que se trata de un mundo en el que el caos es dueño del orden: “[this film] is something stranger, something paradoxical and altogether original: an intimate epic, a tangible hallucination, a visceral symphony, and, …, a beautiful display of brutality” (Cronk).

Cabe advertir que cuando finaliza la pieza, las impresiones siguen siendo ambiguas.  No hay aquí una clara presentación de un hilo narrativo que pueda dirigirnos a lo largo del filme.  Quizás, el espectador debe escoger qué camino tomar frente a la representación en la pantalla (ya sean las imágenes visuales y musicales, los temas, la narrativa distorsionada, etc.). Así, el cineasta otorga cierta autonomía a quien observa. Reconocemos entonces que estamos frente a una cinta de gran libertad pero también de inmensa dificultad. De este modo, el público debe considerar otros factores como, por ejemplo, la nitidez de la imagen y el acercamiento y alejamiento de las cámaras: “The camera self-consciously brings us either too close to things to see clearly or too far from them to make them out. … We are lost in an enigmatic place whose dangers must be figured out if we are to survive” (Gunning). De hecho, nos hacemos parte de la cinta y de repente nos encontramos en una búsqueda del balance entre la realidad y la imaginación.  Esto es, en parte, porque “Vlá?il sacrifices narrative coherence for a more intuitive logic” (Cronk).

Al ver la obra por segunda ocasión, pude percatarme de la advertencia de la voz narrativa al comienzo. En ese momento, toma mayor sentido el resto de la narrativa, pues, para disfrutarla no es requerido unir de modo lineal unos eventos con otros.  Así, se sugiere al inicio:

Our tale takes place during a severe Winter, with frosts as keen as Christendom of the time. On such days its better to roost by the fire and remember tales of old tales of foolish deeds scattered at random. Why even listen? Is there any sense in them? Why were they written? Tales told by chance, at random, for poetry’s sake, at the behest of a wandering echo, and because even the most ancient things lie in the web of present time.  (Marketa Lazarova) (mi énfasis)047

Por consiguiente, se pide no conectar los sucesos de la narración como continuos, sino, más bien, como dispersos y aleatorios.  Inclusive, se advierte que las voces en off, resonando con eco, sirven para dar gran profundidad y autoridad, aportando así a la estética de la pieza. Como si fuera tiempo presente, como si dichos cuentos fueran contados especialmente para nosotros a la luz de la hoguera en el blanco espacio checo que Vlá?il ilustra.

 El filme, no solo presenta eficazmente la novela de Van?ura sino que también logra retratar la crueldad humana.  A través de distintos símbolos se crea un mundo de violencia ligado a la viveza de la naturaleza, pues, “Vlá?il creates a world tensed with potential violence yet interwoven with a harsh natural beauty” (Gunning).  Ahora bien, queda ante nosotros una obra que deshecha, al menos en cierto ámbito, la importancia de la secuencia de las acciones.  De este modo, Vlá?il transforma la manera de ver cine y (re)plantea la disposición de sus elementos. Definitivamente, su atractivo es entonces la dialéctica creada entre cada uno de los aspectos cinematográficos que conforman el todo de la cinta.

 

Trabajos citados

Cronk, Jordan. “Marketa Lazarová”. Slant Magazine. Tomado el 14 de julio de 2014 de: <http://www.slantmagazine.com/dvd/review/marketa-lazarova >.

 

Gunning , Tom. “Cinema of the Wolf: The Mystery of Marketa Lazarová”. Criterion Collection.  Tomado el 14 de julio 2014 de: <http://www.criterion.com/current/posts/2809-cinema-of-the-wolf-the-mystery-of-marketa-lazarova>.

 

Vlá?il, František. Marketa Lazarová.  Czechoslovakia, 1967.

 

Zucker, Alex.  “Marketa Lazarová: Vladislav Van?ura and His Novel”. Criterion Collection. Tomado el 15 de julio de 2014 de: <http://www.criterion.com/current/posts/2810-marketa-lazarova-vladislav-vancura-and-his-novel>.