Se escucha la voz de los autores independientes

Naida Saavedra

Logo_Sainde1La literatura es el arte más político de todos. Parece ser que también es el más politizado. Las tendencias y lo que debe leerse se definen no solo por el contenido de la producción intelectual del autor sino también por la posición que frente a dicha producción tomen tanto escritores y editores así como órganos culturales, revistas literarias, comités organizadores de concursos y equipos periodísticos que se enfoquen en el acontecer del arte. Entonces, ¿quiénes son los que logran tener un lugar dentro de la gran marea de textos, editoriales y concursos que van y vienen? Esa es la gran pregunta. La respuesta se inclina hacia aquellos que de alguna u otra manera entran en un círculo literario que los apoye desde el principio. No obstante, no todos los escritores han tenido el mismo destino. Los que deciden emprender una carrera literaria sin tener el apoyo de una institución ya establecida se encuentran con un gran número de obstáculos.

En todo esto hay dos cosas muy ciertas: en primer lugar los autores escriben para que la gente lea lo que escriben; en segundo lugar la gente no lee. En este mundo moderno en el que vivimos la gente en general no se pone a leer un libro y menos uno de alguien que no conoce. Las obras de ficción que más se leen son las que presentan historias de fantasía que se convierten en best sellers por su posterior producción cinematográfica. Luego entran a esta lista algunos títulos de terror o suspenso y alguno que forma parte de una saga. Si no me creen pueden ir a Google y escribir algo como “libros más vendidos” añadiendo el país del que quieran saber al respecto. Todos tendrán el mismo resultado. Y no es que yo desmerezca este tipo de literatura, al contrario, la diversidad en temas y géneros hace del arte una riqueza perenne. Pero si la gente no lee y además lo poco que lee no se acomoda a lo que uno escribe y si para colmo uno no tiene el apoyo de una editorial de prestigio entonces el panorama se torna difícil. Es así como uno se convierte en autor independiente contando, claro, con calidad literaria. De este modo, los escritores se vuelven su propio todo. Los escritores auto publican sus obras, las promocionan y tratan de establecer contacto directo con los lectores.

La tecnología ahora le brinda herramientas al escritor para poder emprender este camino dentro de la literatura. Con plataformas como el Twitter y el Facebook es posible, con mucho trabajo, establecer una línea de difusión. Asimismo la figura del ebook es una opción viable para el lanzamiento de nuevas obras y es un formato que está tomando cuerpo y fortaleza dentro de las también independientes editoriales, siendo una muestra de ello la propia editorial de Suburbano, la cual apuesta por narrativa profunda escrita en español dentro de Estados Unidos.

Todo parece ser positivo. Sin embargo, el hecho de que un autor sea independiente a veces le infringe un estigma de incredibilidad a su obra. Es decir, muchos piensan que un escritor publica sus propios libros debido a que su obra es tan mala que ninguna editorial se arriesga a tomar en serio su propuesta. Aunque es cierto que se puede encontrar de todo, también es verdad que existen muchos textos de excelente calidad dentro de las nubes de ediciones digitales. Observando este tipo de concepción y como producto de la necesidad de llevar más allá el objetivo de poder conectarse con los lectores, ha surgido la Sociedad de Autores Independientes, cuya misión es prácticamente esa. Bajo la premisa de emprender una verdadera “revolución editorial”, SAINDE ha nacido para crear un puente entre autores y diferentes tipos de entidades como universidades, editoriales, revistas, periodistas y medios de comunicación, entes gubernamentales, entre otros. A los dos meses de fundación, SAINDE logró sacar el primer número de su órgano literario mensual, Umbral, una revista que se edifica en base a aportes de los escritores asociados. La premisa de la Sociedad así como de la revista lleva a sus miembros a trabajar para el deleite de una amplia audiencia que gratuitamente puede disfrutar de literatura y crítica de calidad en el formato digital que mejor le convenga.

A través de Umbral, la Sociedad de Autores Independientes está llevando a cabo el objetivo de dar a conocer la voz de los autores independientes de habla hispana, de penetrar ese mundo de las letras que muchas veces es intransigente ante la llegada de nuevas plumas y de establecer una figura cultural dentro de los estudios literarios del siglo XXI. Los invito a pasar por la página web de SAINDE ( www.sainde.org ) y a disfrutar de Umbral, ya en su cuarto número. Pasen, lean y disfruten.

 

 

© 2014, Naida Saavedra. All rights reserved.

Compartir
Artículo anteriorLos poetas nunca pecan demasiado
Artículo siguienteEsclavitud
Naida Saavedra

Naida Saavedra

Naida Saavedra (Venezuela, 1979) obtuvo con Vos no viste que no lloré por vos el premio Historias de Barrio Adentro 2009 de la editorial El Perro y la Rana. Su cuento “Vestier” ganó el premio Victoria Urbano de Narrativa 2010 de la Asociación Internacional de Literatura Femenina Hispánica. En 2013 fueron publicados Hábitat, Última inocencia y En esta tierra maldita y en 2015 su primer libro de cuentos, Vestier y otras miserias. Saavedra posee un Ph.D. en Literatura Latinoamericana de la Florida State University y sus investigaciones abordan la literatura caribeña contemporánea y la [email protected] Literature, centrándose en los temas del desarraigo y la posmodernidad. Actualmente reside en Estados Unidos, donde es investigadora y docente de la Worcester State University.