Miami, ¿capital del teatro norteamericano en español?

Yoshvani Medina

 

El teatro de Miami sigue embalado en una racha de estrenos, festivales, temporadas, y proyectos de nuevo o viejo tipo que lo han puesto a la vanguardia de la escena hispana en Estados Unidos, a la par de ciudades como Los Ángeles y New York.

En los años diez, se ha hecho tanto o más teatro en Miami que en cualquier otra ciudad de Estados Unidos, por lo que vale preguntarse: ¿es Miami la capital del teatro hispano en Estados Unidos?

En los dos primeros meses del año en Miami se han estrenado setenta monólogos y una decena de obras de teatro, hablamos de producciones que suben a escena apoyadas por una producción más o menos profesional, que incluye dirección de arte, identidad visual, dossier de prensa, y que recibe críticas y reseñas en la prensa escrita y virtual, y sobre todo, un público renovado que comienza a hacerse sentir.

Estamos viviendo uno de los más impactantes inicios de año de la historia de nuestro teatro, y eso se le debe en gran medida al XII Festival Latinoamericano del Monólogo de Miami, organizado por la Compañía Havanafama.

El Festival ha sabido combinar a lo más incipiente y entusiasta de nuestra escena con creadores, críticos e intérpretes experimentados.

El resultado ha sido una avalancha de estrenos sucedidos a sala llena, y la posibilidad de que los creadores, generalmente aislados en sus universos y códigos postales,  puedan confrontar su quehacer al de otros nómadas de la dramática.

Así se ha propiciado el encuentro entre varias generaciones de artistas que han podido conocerse sin saber a ciencia cierta quiénes son.

Curiosamente no ha habido encuentros oficiales en los que los creadores puedan intercambiar a propósito del proceso creativo que los envolvió. No se ha propiciado el diálogo, más allá del cuchicheo de pasillo y esto, aunque seguramente ha evitado roces, ha desperdiciado una importante oportunidad de mostrar las vísceras de una escena que, contrariamente a la televisión, cuenta más por su expresión que por su impresión.

Lo indiscutible es que la huella de nuestro teatro es más visible que nunca, con trabajos que bien podrían presentarse en cualquier escena nacional de Europa, con otros que habrían debido quedarse en la santa paz de sus gavetas, con la irrupción de promisorios valores, la confirmación de la excelente forma de algunos experimentados, y el escache de otros.

La mejor manera de reconocer la salud de una ciudad es verificando su teatro. El teatro de Miami rebosa de juventud y entusiasmo de ambas partes del proscenio, y eso es una fortuna para la profesión.

La televisión lo ayuda bien poco, la prensa le sigue dando una exigua cobertura , la radio aún es un grito en el espacio, mientras el teatro continúa imponiendo su embrujo alternativo, esa fascinación contagiosa y secular que acompaña al hombre desde la noche en que mató al primer mamut y decidió contárselo a su familia.

© 2013, . Opinions set out in this post are those of the author(s) and do not necessarily reflect the official opinion of Suburbano Ediciones.

Compartir
Artículo anteriorEl origen de la música
Artículo siguienteEsos Bichos
Yoshvani Medina

Yoshvani Medina

Yoshvani Medina (Pinar del Río, Cuba, 1967).  Nacionalidad cubana y francesa. Residencia permanente en Miami, Florida, EE.UU.
Dramaturgo, director y profesor de teatro. Diplomado del Conservatorio de Arte Dramático de París. Escribe en español y francés. Ganador del Gran Premio de Dramaturgia “Nuestras Voces” 2010, en New York, por su obra “Probation”, concurso organizado por la compañía Repertorio Espanol, y patrocinado por la multinacional norteamericana MetLife.  En 2007, durante el Festival Internacional de Teatro de Sibiu, en Rumania, su obra “Merde!” fue incluida en la antología “Next”, de teatro contemporáneo europeo, al lado de dramaturgos de la talla de Jean-Luc Lagarce. Premio Internacional de Dramaturgia “Casa de Teatro” 2007, República Dominicana, por su obra “La Cláusula”, publicada en las Ediciones Casa de Teatro.
Premio de Teatro Francófono del Caribe 2004, por su obra “Merde!”, publicada en las Ediciones Lansman (Bélgica).
Ganador de la Beca y la Bolsa del Centro Europeo de Escrituras de Espectáculos (La Chartreuse de Villeneuve-Lez-Avignon), donde estuvo en residencia en 2001 y escribió su obra “Circuit fermé”, que fue producida por la Escena Nacional de Fort-de-France y giró por la mundialmente conocida Cartoucherie de Vincennes. Premio de la Bienal Internacional de Literatura de la Fundación Luis Palés Matos de San Juan de Puerto Rico 2000, con su obra “Suicídame”, publicada en Ediciones Baquiana (EE.UU).
Premio de la Fundación Literaria Hermanos Loynaz, Cuba, 1991, por su obra “Ciertas empresas dejadas a medio empezar”.
Premio Nacional de Talleres Literarios, Cuba, 1990, por su obra “Neurosis”. Ha dirigido más de sesenta espectáculos profesionales en Estados Unidos, Europa y el Caribe, entre ellos: “Don Quijote”, de Cervantes (producido por la compañía norteamericana Hispanic Flamenco Ballet, gira nacional con presentaciones en el Atlanta Lyric Theater, Bijoux Theater, entre otros míticos teatros); “Romeo & Juliet”, de Shakespeare, (producido por L’Atrium, Centre Culturel Departemental de la Martinique, Francia); “Así es si así os parece”, de Pirandello (producido por la Compagnie Theatre Si, Francia); “El juego del amor y el azar”, de Marivaux (producido por la Alianza Francesa de Miami, Francia-EE.UU), “El amante”, de Harold Pinter (co-producido por Theatre de la Ville de Fort-de-France y Theatre Si, Francia), “Diario de un loco”, de Nikolai Gogol, producida por ArtSpoken Performong Arts Center, EE.UU; “Los dictados del fuego”, de Ulises Cala (producido por White Apple Tree Productions, EE.UU).
Sus obras han participado en grandes festivales de teatro en Europa, como el de Avignon, donde triunfó en 2006 con “Ciertas tristísimas historias de amor”, de Ulises Cala, producida por la Escena Nacional de la Martinica, o el Festival de Limoges, en 2001, con su obra “Suicídame”. En el 2011, su obra “Sinfonía en Do Mayor (y la menor)” triunfó en el Festival Internacional de Mérida, en México. En octubre del 2011 asistió al Festival Internacional de Teatro de Cádiz, España, uno de los más importantes del mundo, en calidad de personalidad invitada. Desde julio de 2012 su obra “Probation” se encuentra en cartelera en el Teatro Repertorio Español, circuito Off Broadway, de New York , bajo su propia dirección, y ha sido reseñado tanto por la prensa especializada como por el New York Times.

Loading Facebook Comments ...

2 Comentarios

  1. Me parece excelente que la cultura en nuestra lengua se mantenga tan activa en Miami. No en vano, en EE.UU. hay más hablantes de español que en España. Si puedo colaborar con vosotros lo haré con sumo gusto.

  2. Muy interesante este articulo del dramaturgo Yoshvani Medina. En Miami se seguirá haciendo teatro aunque sea en las sombras. Alguna luz aparecerá en el camino que ilumine para muchos el escenario ‘miamense’ y los medios comprenda que es necesario la difusión de estos eventos. Están en juego; la cultura, las raíces, el folklor, el arte de todos los que formamos parte de esta bella ciudad. El teatro en Miami, seguirá haciendo su magia para deslumbrar hasta el más escéptico individuo. Felicito a Yoshvani Medina por su entereza; ‘El sueño se hace realidad. ¡Arriba el telón!’

Comments are closed.

Loading Disqus Comments ...