Lector que va al cine

“El lector que va al cine sigue recibiendo esa obra de arte como un libro, es decir, como 

algo en donde tiene que poner algo de su parte, rellenar las piezas que faltan. 

Por eso, el lector que va al cine se atora mentalmente, queda descolocado, y su cerebro se 

colapsa de alguna manera provocando, en el mejor de los casos, un sueño necesario 

como vía de escape a esa pequeña tortura pasiva e hipertrofiada de estímulos”.








Germán Moscoví, Ensayos y errores (1972)

© 2013, Eduardo Laporte. All rights reserved.

Compartir
Artículo anteriorhabana 2009
Artículo siguienteSilencio de mayo
Eduardo Laporte

Eduardo Laporte

Eduardo Laporte: Licenciado en Comunicación Audiovisual (Universidad De Navarra) , Máster en Periodismo Multimedia (El Correo/UPV) y Diploma de Estudios Avanzados en 'La lengua y la literatura en relación con los medios de comunicación' . Colaborador habitual en la prensa cultural, como el suplemento 'Territorios' de 'El Correo de Bilbao', y el resto de cabeceras del grupo Vocento. Crítico literario para la web 'Ojos de Papel' y, desde 2012, para la revista cultural, decana en su género, 'El Ciervo'. Autor del blog 'El náuGrafo digital' que, con pequeñas variaciones en el título, se actualiza desde octubre de 2004. Es el padre del arrealismo. Publicaciones: 'postales del náufrago digital' (Prames, 2008) 'Luz de noviembre, por la tarde' (Demipage, 2011):